Publicación mensual gratuita de Editorial Sexto Piso
 

Empresas licoreras monitorean de cerca la candidatura presidencial de Margarita Zavala

SEXTO PISO TIMES

Noticias que de tan falsas… podrían ser verdaderas

«Puede ser nuestro mayor seguro contra el efecto Trump»: importante ejecutivos

Numerosos analistas de la realidad consideran de manera creciente que una de las claves para comprender los fenómenos políticos a gran escala tiene que ver con lo que ocurre en las altas esferas de las finanzas y las corporaciones. Como ejemplo máximo podemos encontrar la noticia recientemente conocida, mediante la cual supimos que las acciones de la cementera mexicana Cemex habían incrementado su valor en más de 130% desde que Donald Trump fuera candidato, y que tocaron su punto máximo el día en que firmó la orden para comenzar la construcción del muro fronterizo. Imbuidos por el espíritu de investigación, los editores de Sexto Piso Times nos dimos a la tarea de analizar la carrera presidencial mexicana a la luz del comportamiento de las acciones de la Bolsa de valores, y encontramos para nuestra sorpresa fuertes indicios de que la favorita del entorno financiero-corporativo será nada menos que Margarita Zavala. He aquí la explicación.

La revelación surgió a partir del monitoreo del precio de las acciones de las principales compañías licoreras ante cada anuncio público o aparición de la señora Zavala, en los que declarara su intención de contender por la presidencia, pues, supimos posteriormente, sus ejecutivos se frotan las manos ante la idea de que Felipe Calderón se convirtiera en el Primer Damo de la nación. El razonamiento consiste en que si cuando ocupaba el cargo de presidente de todas formas encontraba el tiempo para consumir cantidades ingentes de alcohol, la mera idea de que se encuentre deambulando por los jardines de Los Pinos sin gran cosa qué hacer, les produce una incontenible sonrisa en el rostro.

A condición del anonimato, un alto ejecutivo de una licorera trasnacional accedió a corroborar la información para Sexto Piso Times. Ante la pregunta obvia acerca de las razones para suponer que el regreso de Calderón a Los Pinos supusiera para ellos una diferencia con el consumo de embriagantes que exhibe en su vida como ciudadano privado, dicho ejecutivo citó un memorando confidencial que circula por su empresa, donde se explica que el inconveniente actual es que Calderón y Zavala se precian de ser una pareja democrática y transparente, por lo cual en su hogar no cuentan con ninguna partida secreta para gastos de los cuales alguno de los cónyuges preferiría que no se enterara el otro. Ante esta situación, Calderón ha debido apoyarse en eventos sociales donde se encuentre fuera de la vigilante mirada conyugal —como la comida del Jefe Diego a la que para su fortuna no fue requerida su mujer—, pero su desprestigio social es tal que por esa vía ha enfrentado problemáticas de otro tipo. En cambio, si volviese a ser inquilino de Los Pinos podría ampararse en las leyes que protegen las revelaciones del gasto de la familia presidencial, y además Zavala se encontraría tan ocupada que difícilmente podría mantener el cerco etílico bajo el cual vive su marido tras abandonar la presidencia.

Tras considerar brevemente la opción de ofrecerle a Felipe Calderón ser su imagen publicitaria para 2017, la empresa en cuestión ha decidido entonces que es una mejor inversión convertirse en uno de los principales donantes para la campaña presidencial de Margarita Zavala, aunque queda por resolver cómo utilizar algún eslogan donde demuestren su preferencia por el cargo al que aspirará, sin hacerle publicidad involuntaria a una de las bebidas más emblemáticas de la competencia.

Written by
No comments

LEAVE A COMMENT

*